La Hora de la Albóndiga o el Buchazo de Guirinko

 

El universo gira lentamente alrededor de Lahydell. Y Lahydell gira muy rápido sobre los tigulines.”

Al menos, eso dicen los tigulines claro. Para ellos, es un hecho tan irrefutable como la existencia del Gran Tigulín. Y se comprueba como verdadero cada vez que un búho los lleva de paseo entre sus garras para que conozcan las copas de los árboles, los huecos en los que hacen sus nidos y la familia que recién ha empollado. Tal fue el caso de Guirinko Nárdico proveniente de la comunidad raigal del sauz saudoso.

     Si tan sólo hubieran más criaturas en las cercanías cada vez que eso sucede, los tigulines tendrían menos problemas para recordar sus propias hipótesis sobre el orden cósmico… o de cualquier cosa que no suceda fuera del mundo subterráneo en que habitan… o de algún evento que acontezca durante o después de una cerveceada festiva espontánea.

     El problema con este postulado es que el planeta no sólo es habitado por tigulines. De hecho, la población tigulinesca en Lahydell es menor a la de otras razas y muy inferior en comparación a las de otras regiones en el interplano. Por lo tanto, tal hipótesis no sólo es aceptada en el planeta oblongo Lahydell, sino que se ha regado por todos los rincones del universo. Actualmente, se ha llegado a la conclusión de que el universo es como un gran amasijo de fideos que se mueve alrededor de los planetas con tigulines, que son por supuesto inmóviles. Para fines de esta teoría, cada mundo habitado por estas criaturas es una albóndiga en el platón de fideos. Alegoría casi acertada, ya que al parecer, gran parte de las concentraciones tigulinas están en pedazos de roca a la deriva entre los fideos del universo y no exactamente en albóndigas, que son más grandes. Además, los tigulines tampoco saben que viven en diferentes orbes. Para ellos, saltar de una aldea a otra de sus congéneres es a veces más cosa del destino, magia natural, error cósmico o por algún descuido grave de alguien en algún lugar. Lo curioso es que generalmente alcanzan su meta, sin saber en realidad cómo. Sirva de ejemplo que, si el tigulín de la albóndiga A siente el deseo de encontrarse con la tigulina de la albóndiga B a quien nunca ha visto, escuchado mencionar o ella todavía no ha nacido, se echará a la aventura y eventualmente llegará. Aunque para ese momento no sepa si quería estar ahí o en cualquiera otra de las albóndigas del universo que recorrió para llegar. Lo que es un hecho, es que al encontrarla recordará que tenía una buena razón para ir con ella, pero en realidad la olvidó poco después de iniciar el viaje.

     De esta forma, las albóndigas existen en los platones de fideos porque tienen la misión de ilustrar de manera precisa y sin lugar a dudas, que Lahydell es un grano de arroz. El cual, por mera coincidencia, es responsable del equilibrio en el platón fidéico universal, sirviéndole de fulcro. O lo que es lo mismo, Lahydell es el grano de arroz del que depende la vida en el universo y es lo único estable en él. Cosa que no importará mucho a la hora de la comida del Gran Tigulín o de la del Gran Tigulín del Gran Tigulín.

     Es pertinente notar que este tipo de disertaciones, ocurren casi exclusivamente cuando un tigulín será devorado por una jauría de polluelos pelones de búho, o cuando está por ser borrado de la vida por algún otro modo. A este momento, entre los tigulines se le conoce como “La Hora de la Albóndiga”. Cosa por demás curiosa, ya que en la Luna con forma de arroz y que lleva de nombre Lahydell jamás se ha preparado este platillo. Así como tampoco existe el Platón Fidéico Universal en la percepción cósmica de estas criaturas, ya que para ellas todo sucede en su grano de arroz. Esto ha llevado a creer a los más agudos estudiosos universales, que los tigulines pueden ser utilizados como oráculos cuando sus vidas peligran y, sus disertaciones son más acertadas entre mayor sea la probabilidad de éxito de su muerte. Es por esto, que muchos de los laboratorios de los magos, y en especial de los magos negros eworianos, existen cámaras de tortura para tigulines que son criados en granjas especiales o que son atraídos por invenciones suyas.

     Para fortuna de los tigulines, el viaje sesudo de Guirinko se vio interrumpido por un buchazo como caído del cielo, literalmente. Es pertinente aclarar, que el término buchazo lo acuñó Guirinko para referirse a una antigua tradición buchímana en que las o los miembros de los clanes Buchi, para demostrar que tienen la capacidad de integrarse a la vida adulta, deben ser capaces de volar por sí mismos.

     Asimismo, “El buchazo de Guirinko” es un término con que se conoce entre los habitantes del mundo del rincón a un acto de cierre circense tigulinesco. En éste, el ejecutante disfrazado de Buchi salta desde la copa de un árbol para caer de panza sobre un hongo esculpido con forma de lechuza, el cual tiene amarrada una baya representando a Guirinko. El propósito del buchazo es lograr que el hongo se despanzurre en todas direcciones sin que llegue a dañarse la baya o el ejecutante. Es un espectáculo digno de verse… y también es divertido cuando le atina al hongo. Originalmente, la lechuza era esculpida en sandías, pero es algo natural en los tigulines poner cada vez más emoción a sus actos conforme pasa el tiempo.

     Así tenemos que, la buchi que sirvió de inspiración y modelo para los buchazos de Guirinko, provocó el contacto entre estas razas. Suceso con que ganó la admiración de los tigulines, el encono de las tigulinas y un lugar de ignominia en la historia de su pueblo, ya que este acto circense tan popular entre las criaturas del rincón, sirve para recordar la menos decorosa de las Horas de las Albóndigas Buchi.

3 comentarios to “La Hora de la Albóndiga o el Buchazo de Guirinko”

  1. !Hasta hambre me dió!

  2. Ayer me quedé pensando en este cuento en la noche… Creo que a reserva de ser independiente, como lector me gustaría saber más de los mundos donde ocurre, y sus explicaciones culturales. ¿Qué es lo que sigue en ese mismo tono y propuesta?

  3. sotobosque Says:

    Hay más cuentitos en el tintero, en los que iremos dando a conocer más de los mundos de los que provienen, además de las descripciones de razas y criaturas como se han estado realizando.

    Espero les vaya gustando.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: